Columnas

Anfiteatro Parque Juan XXIII (*)

El Parque Juan XXIII es un espacio tradicional en que quienes vivimos en Ñuñoa valoramos y disfrutamos por ello cuando nos informamos del interés municipal por remodelar su Anfiteatro Griego junto con alegrarnos, nos pusimos inmediatamente en contacto con algunos vecinos para comunicarles de esta decisión.

En enero se realizó un primer encuentro para informar a la comunidad de un ante proyecto que no respondía a las expectativas ni a los intereses de la comunidad, por lo que a partir de ese momento tanto vecinos inmediatos como usuarios del Parque se puesieron en acción para coordinar una organización social que les permitiese canalizar sus opiniones como un colectivo.

Durante el verano se fueron realizando varias reuniones en las que las propuestas fueron tomando forma, la agrupación “Vecinos y Amigos del Parque Juan XXIII” realizó una propuesta de trabajo que fue presentada en Concejo Municipal por lo que hoy nos encontramos en un momento en que el municipio deberá establecer definiciones claras respecto de qué tipo de cabida le dará a la participación que ha suscitado este tema.

Junto con saludar y felicitar la iniciativa ciudadana surgida en el Parque, quisiera reiterar mi compromiso con su génesis, valorar la forma autónoma de autoconvocarse para dialogar y desarrollar propuestas  para intergrar a la comunidad en la esfera de decisiones  locales que afectan la calidad de vida de todos quienes habitamos Ñuñoa.

Rescatar el Patrimonio Cultural de Ñuñoa es una tarea que nos motiva y convoca más aún cuando la propia ciudadanía es quien demanda respuestas a sus autoridades. Ejemplo de esto es lo que hemos vivido con la Pérgola de Plaza Ñuñoa cuya defensa ha estado a cargo de las Juntas de Vecinos del barrio para evitar que ésta se convierta en un restaurante, por ello hasta el momento “¡aún tenemos pérgola ciudadanos!” Sigamos adelante!

(*) Por Paula Mendoza, Antropóloga Social y Concejala de Ñuñoa.


¡No Estamos Todas!

Por Paula Mendoza Bravo, Antropóloga Social, candidata a Concejala por Ñuñoa

No hay como iniciar las palabras que pretenden romper con el silencio que se guarda a la hora de pensar en Roxana López, una mujer ñuñoína que fue víctima de la violencia de su marido hasta el punto de perder la vida. Es cierto no hay como iniciar, salvo con un fuerte grito: ¡BASTA!

La violencia contra las mujeres no es un tema que deba permanecer en el anonimato ni que deba acallarse entre las paredes de los hogares siendo tratado como un asunto privado. Nos atañe a todas, nos vulnera a todos. Por ello debemos abordarlo como un asunto de interés público.

Ñuñoa es una comuna donde se conjugan una serie de virtudes, pero tiene mucho por hacer en materia de equidad de género y promoción de Derechos de las Mujeres. de partida podemos pensar en fortalecer las redes de organizaciones de mujeres que ya existen en la comuna, permitir que tengan acceso a presupuestos para abogar por el fin de la violencia de género, instalar una oficina de las mujeres que permita la articulación de políticas de desarrollo local especialmente dirigidas para nosotras.

Este es un tema de interés para la sociedad toda, pero somos las mujeres quienes unidas hemos instalado la demanda por protección de nuestros derechos, incluído el derecho a la vida. No podemos ni queremos guardar silencio, es nuestro deber hacer la denuncia y luchar por no perder la capacidad de asombro. Aquí estamos, horrorizadas, tristes porque ¡no estamos todas!


¿Por qué la ciudadanía debe informarse sobre el PRMS-100?

Por Paula Mendoza Bravo, Antropóloga Social

Las ciudades se conciben bajo diferentes ópticas, desde la antigua Polis griega, pasando por planificadas urbes nórdicas hasta las megaciudades latinoamericanas de la postmodernidad. El punto es cuáles de esos criterios obedecen a intereses superiores que beneficien a toda la población que vive y produce al interior de estas urbanizaciones y cuáles están allí sencillamente porque es posible utilizar en beneficio de unos pocos lo que debiese ser patrimonio de todos sus habitantes.

En 1541 don Pedro de Valdivia fundaba la ciudad de Santiago que ha celebrado su aniversario el domingo recién pasado, pero aquella ciudad, organizada y planificada alrededor de la Plaza de Armas dista mucho de la actual, que crece sin planificación como una mancha de aceite sobre los fértiles valles de la zona central.

En este panorama, nuestras autoridades han decidido hacer todo lo posible por establecer la expansión de la zona urbana en nada menos que 10.000 nuevas hectáreas, ubicadas en 8 comunas de Santiago (Renca, Cerro Navia, Pudahuel, Quilicura, Maipú, La Pintana, Puente Alto y San Bernardo) tanto así que no conformes con la votación del Consejo Regional de julio de 2010 en que fue rechazado, el ex Intendente Echeverría repuso la votación en marzo de 2011 señalando “nuevas condiciones” con lo que logró fuese aprobado un proyecto que posteriormente sería rechazado por la Contraloría General de la República.

Al día de hoy la situación indica que de la inminente ampliación del radio urbano de la ciudad de Santiago no es un tema resuelto; el Ministerio de Vivienda y Urbanismo prepara un informe -cuyos avances fueron presentados ante los Consejeros Regionales en enero- que pretende subsanar los defectos encontrados por la Contraloría en el proyecto. Sin embargo esto no basta. Hoy es necesario que se convoque a una nueva votación en que los Cores tengan toda la información sobre la mesa, incluyendo los nombres de los propietarios de los predios que verían aumentado su valor de la noche a la mañana a partir de un acto administrativo, tal vez tengamos más de una sorpresa.

Por eso la ciudadanía debe informarse sobre las modificaciones que se realicen al Plan Regulador Metropolitano de Santiago pues con ellas se modifica también su mundo inmediato. Como existen múltiples intereses operando en esta decisión que finalmente afecta a todos los habitantes de esta ciudad, es indispensable que se genere una instancia seria de participación, que tenga algún nivel de incidencia sobre determinaciones que condicionan nuestra calidad de vida.

Si una ciudad como esta aumenta su población en unos dos millones de habitantes –que sin duda llegarán atraídos por la expansión que desean realizar las autoridades, es necesario garantizar sistemas de transportes eficientes y accesibles, cobertura hospitalaria, creación de escuelas, comisarías, fuentes de trabajo y un sinfín de aspectos prácticos al momento de contemplar una modificación de esta envergadura. Eso sin considerar que los sectores contemplados en esta extensión son zona de riesgo de inundación en 3 de las comunas donde se espera establecer zona urbana y por lo tanto apta para vivienda –Pudahuel, Quilicura y Maipú-. Siendo Chile un país de catástrofes naturales frecuentes, basta tener dos dedos de frente para anticipar las desgracias que lamentaremos en poco tiempo si esto continúa el curso que las autoridades quieren darle.

Ver en Panorama News


Plaza Ñuñoa, espacio de encuentro y democracia.

Por Paula Mendoza Bravo, Antropóloga Social

Plaza Ñuñoa siempre ha sido uno de los polos más atractivos de la ciudad, especialmente en verano, dentro del circuito gastronómico y de entretenimiento para adultos jóvenes (y otros no tanto), quienes arriban cada tarde a este lugar.

Este emblemático espacio del corazón de Ñuñoa se caracteriza también por ser una zona mixta (residencial y comercial), en que las condiciones de conectividad y seguridad prexistentes, han atraído nuevos habitantes, los que se suman a las ya tradicionales familias del barrio y que confluyen estableciendo aquí su residencia.

Plaza Ñuñoa se ha convertido en un espacio urbano con las complejidades propias de la postmodernidad, pero no debemos sorprendernos;  aquí coexisten dos almas de la comuna, las que muchas veces parecen no tener puntos de encuentro. Los residentes quieren un barrio tranquilo y un descanso silencioso, mientras que los empresarios quieren potenciar sus locales y atraer a más clientes a la oferta gastronómica. Todos tienen derecho a plantear sus diferentes intereses, la dificultad surge cuando éstos se contraponen.

Posibilitar el diálogo y encuentro entre distintas visiones nos parece absolutamente necesario, pero cuando se vive en una comuna de tradición republicana, se convierte en una iniciativa urgente e impostergable. La pregunta es si  esperamos una estrategia de mediación, canalizada por las autoridades o si como ciudadanía ejercemos nuestro libre albedrío y nos autoconvocamos a dialogar. Hemos optado por la autonomía y la participación.

Nos hemos autoconvocado. Desde la Junta de Vecinos del barrio se ha iniciado una ronda de conversaciones con los distintos actores involucrados: residentes, empresarios y autoridades y se ha definido una estrategia de trabajo para canalizar los desencuentros y convertirlos en puntos de convergencia. Es así como surge una iniciativa innovadora, vanguardista e inédita: se crea una Comisión Mixta en que participan de una mesa de trabajo quincenal residentes y empresarios, quienes en conjunto construyen los puentes necesarios para establecer puntos de encuentro donde había divergencia. El producto final de esta comisión será un “Protocolo de Convivencia”, que estará terminado a inicios del mes de abril.

Esto es la democracia y las ciudades deben servir de escenario para construirla. Al hablar de ciudad nos enfrentamos a una forma de organizar y estructurar el plano territorial sobre el que se lleva a cabo la vida cotidiana de sus habitantes. Santiago es un espacio segregado en que se invisibiliza la diversidad: mientras más iguales somos, menos riesgo corremos. En Ñuñoa desde la ciudadanía, apostamos a la diversidad, ese es el valor agregado que tiene nuestra comuna. El barrio se construye con las distintas expresiones e intereses y es el ejercicio del diálogo lo que nos permite avanzar hacia el reconocimiento y valoración del otro.

One Reply to “Columnas”

  1. Camilo Padilla-Bernabéu

    Tengo dos preguntas para la candidata Paula Mandoza: Muchos creemos que el PS en conjunto con la NM le ha acomodado el sistema neo liberal impuesto por la derecha al respecto ¿que opinon le merece cuando se cataloga a los socialistas chilenos como de derecha y que no representan los valores del socialismo popular? y la otra pregunta es, entendiendo que todos condenamos la VIF ¿no le parece que existen muchos medios dispuestos por el estado para favorecer a las mujers víctimas de VIF, desconociendo una realidad oculta que son los hombres maltratados y que estos no cuentan con igualdad de medios, no le parece que esto habla de desigualdad de genero mas que de equidad?

    Reply

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *